Día a día con Esclerosis Múltiple Viajes con Esclerosis Múltiple

Las vacaciones son importantes para todos nosotros y especialmente para aquellos que padecen EM. Las siguientes páginas ofrecen algunos consejos para elegir tus destinos y llevar a cabo una planificación para hacer que tu viaje sea un éxito. También hay puntos de vista personales de gente con EM sobre lo que hace que las vacaciones sean disfrutables para ellos.

Obtener lo más posible de las vacaciones - ¿Qué puedes esperar?

La EM no es un motivo para no viajar. Una persona con EM puede satisfacer sus sueños como cualquier otro. Inclusive los sitios lejanos no tienen que estar fuera de los planes.

Una buena preparación es esencial para unas vacaciones exitosas. Es importante hablar con tu médico acerca de tus planes, así como llevar a cabo una autoevaluación realista de tus posibilidades físicas.

El viajar puede elevar tus niveles de energía y darte mucho más. Alejarte de la rutina diaria y el estímulo de hacer algo nuevo hace toda la diferencia. Las limitaciones de salud también pueden ser relegadas a un segundo plano por un tiempo, con un cambio de escena.

Destinos vacacionales

Mientras que las excursiones a lugares exóticos del mundo son posibles, los viajes de último minuto a los trópicos, habitualmente no son recomendables.

Algunos puntos que debes seguir para hacer de las vacaciones un éxito.

Dos terceras partes de las personas con EM sufren de intolerancia al calor y, si tú eres una de ellas, debes evitar países con clima caliente o húmedo. Asimismo, los períodos prolongados de exposición de sol pueden causar problemas.

El desempeño físico puede bajar significativamente con el calor. Si es posible, evita los cambios rápidos en el clima. Pero cada uno reacciona en forma distinta. Por consiguiente, tu experiencia personal y el curso de tu enfermedad deberán ser la base de la decisión sobre el lugar al que viajes.

Una enfermedad puede transformar las vacaciones más maravillosas en algo desastroso. Al soñar en volar a lugares exóticos, harías bien en consultarlo con tu médico con tiempo suficiente sobre las vacunas necesarias. En general, las vacunas no deben ser administradas durante una recaída aguda ni con tratamiento esteroideo.

Unas vacaciones en lugares exóticos  son factibles, pero no te arriesgues programando una oferta de último minuto a los trópicos. Elige tu destino vacacional con cuidado y prepárate bien para lo que podrían ser la mejor o las mejores dos semanas del año.

Consejo para viajar con Esclerosis Múltiple

Casi todo mundo necesita viajar en algún momento, ya sea por vacaciones, negocios, o para ver parientes y amigos. Lo sencillo que esto pueda resultar, depende obviamente de tu grado de discapacidad, pero para la mayoría de las personas se pueden hacer arreglos especiales para permitir que los viajes transcurran relativamente sin estrés

Los siguientes consejos podrían ayudarte con esto:

Reserva con anticipación, si es posible – la posibilidad de acomodación especial podría estar limitada y disponible para que los primeros que lleguen sean los primeros que lo obtienen. Existen agentes que se especializan en arreglar las vacaciones para viajeros discapacitados. Podrías buscar a uno de estos agentes.

Contrata un seguro de viaje – este con frecuencia debe ser contratado en el momento de reservar las vacaciones y necesitarás comunicarle a los aseguradores tu enfermedad. Si tienes problemas con ellos, hay compañías que se especializan en organizar seguros para personas con padecimientos médicos crónicos. Podrías buscar una de estas compañías.

Comunica a tu agente de viajes/aerolínea tus necesidades por adelantado – las aerolíneas pueden ordenar una silla de ruedas o un transporte especial para ser usado en el aeropuerto.  El avión llevará sillas de ruedas estándar sin cargo extra. Las sillas a batería podrían necesitar ser desarmadas para su transporte y las instrucciones de armado deben estar con la silla. Los operadores de transbordadores y tren también hacen arreglos especiales para pasajeros incapacitados.

Haz el registro con tiempo – las aerolíneas prefieren embarcar previamente a los pasajeros discapacitados.

Haz arreglos especiales para tus medicamentos.

Verifica que tienes suficientes medicamentos para todo el viaje. Si llevas tus medicamentos en el equipaje de mano, lleva la receta médica con ellos. Ciertos medicamentos requieren ser refrigerados. Arregla lo anterior con el hotel para satisfacer esta necesidad  durante tu permanencia.

Considera rentar una silla de ruedas para llevar contigo – inclusive si no la usas normalmente pero tienes cierta dificultad para caminar o te cansas fácilmente, puede ser una buena idea llevar una contigo. Esto te dará mucha más flexibilidad mientras estás fuera.

Verifica que tu hotel es adecuado - ¿Tiene accesos para silla de ruedas si la necesitas?

¿Está tu habitación en la planta baja si tienes dificultades con escaleras y no hay ascensor?

¿Tiene habitaciones especialmente accesibles y puedes reservar una de estas?